Qué son y para qué sirven las categorías de Hotmail

Para poder mantener bien ordenados todos los mensajes que entran en nuestra cuenta de correo electrónico es importante que aprendamos a gestionar las categorías de Hotmail. Por esa razón hoy vamos a aprender qué son y para qué sirven las categorías de Hotmail, de forma que a partir de ahora esperamos que las incorporéis en vuestro día a día, de modo que observaréis que resulta mucho más cómodo gestionar nuestra cuenta a la vez que tendremos todo al alcance de la mano en cualquier momento.

Qué son y para qué sirven las categorías de Hotmail

Que son las categorías de Hotmail

Como ya sabéis, cuando un mensaje llega a nuestra cuenta generalmente entrará automáticamente en la bandeja de entrada. Desde aquí podremos realizar distintas acciones y dirigirlo a cualquiera de las otras carpetas creadas o que hayamos personalizado nosotros (más adelante os explicaremos como hacerlo).

Este sistema de organización está muy bien, pero en cierto modo debéis tener en cuenta que con el paso del tiempo se nos va a quedar muy limitado, ya que imaginemos por un momento que estamos buscando un mensaje relacionado con nuestros estudios, en cuyo caso nos podemos volver locos buscando de forma manual.

En esencia, las categorías de Hotmail son una serie de apartados donde crearemos un elemento diferenciador para los mensajes de nuestra cuenta de correo electrónico.

Para qué sirven las categorías de Hotmail

Por ello vamos a crear categorías personalizadas con lo que cada correo electrónico lo almacenaremos en una categoría concreta. Para que nos entendamos, la oficina puede ser la bandeja de entrada, es decir, el lugar dónde llegan las cartas, pero después tenemos que clasificarlas bien para poder encontrarlas siempre que las necesitemos.

Por esa razón unas determinadas cartas las guardaremos en el cajón A, mientras que otras las guardaremos en el cajón B y así sucesivamente.

Resumiendo, las categorías de Hotmail nos van a permitir dar nombre a los distintos cajones y organizar los mensajes en función de sus características.

Por ejemplo podemos crear multitud de categorías orientadas a: estudios, trabajo, vida familiar, ocio y un largo etcétera de forma que cada vez que busquemos un contenido concreto tan sólo tendremos que hacer clic sobre la categoría y encontraremos un listado con muchos menos correos electrónicos y todos ellos relacionados con lo que estamos buscando.

Enviar Comentario